08/05/2010 | 1664 lecturas

Premio Accesibilidad Universal

Carmelo Fernández Militino (izda) y Francisco Javier Tellechea Armendáriz, en su estudio.

"La accesibilidad es un concepto reseñable, pero ojalá no tenga por qué ser destacable" Los arquitectos Carmelo Fernández Militino y Francisco Javier Tellechea Armendáriz abogan por construir edificios "equilibrados, atractivos y funcionales". Para ello, dicen que la Arquitectura debe asumir la accesibilidad de manera natural.



 

Arquitectos, ingenieros, aparejadores y personal de apoyo. Veintidós personas trabajando en una sola dirección. Los arquitectos Carmelo Fernández Militino y Francisco Javier Tellechea Armendáriz, socios del estudio TYM asociados, fueron recientemente premiados por la asociación Retina de Navarra.
Se les reconoció el trabajo que llevaron a cabo en la restauración de parte del antiguo convento de las Hermanas Oblatas y su ampliación para convertirlo en residencia para personas mayores, bajo la denominación Amma Oblatas, en Pamplona, entre la avenida Guipúzcoa y el nuevo vial de Trinitarios.

¿Qué pensaron, arquitectónicamente hablando, cuándo les pidieron adecuar la residencia Amma Oblatas?

La oportunidad que suponía acometer tantos compromisos: un edificio catalogado, construir "exnovo" prácticamente tanta superficie como ya estaba, un planteamiento urbano vinculado al futuro cambio de viales, accesos y vistas del complejo, y sobre todo, un usuario, muchos en este caso, a los que debíamos aportar calidad de vida, comodidad, privacidad, autoestima, gusto por su estancia... Pero no sólo para ellos sino para aquellas personas que les visitaban o que trabajan en la propia residencia.

A la hora de llevar a cabo las obras, ¿qué objetivo se marcaron?

Implementamos no sólo las medidas de accesibilidad física que ahora podemos considerar convencionales, sino otras más de carácter sensorial que tenían que ver con las visuales, desde posiciones tumbadas o sentadas, recorridos deambulatorios, apoyos y estimulaciones sonoras, apoyos táctiles y multitud de ayudas técnicas.

El premio a la Accesibilidad Universal que recibieron recientemente, ¿qué les supuso?

Primero sorpresa, luego satisfacción y ahora, sobre todo, compromiso. Es verdad que aunque siempre hayamos considerado la accesibilidad como un compromiso más de la arquitectura, nuestro reto es siempre el próximo edificio, y con este premio, con un poco más de responsabilidad si cabe.

¿Es la accesibilidad un concepto reseñable?

La accesibilidad es un concepto reseñable, pero ojalá no tenga por qué ser destacable. La arquitectura tiene el compromiso de asumir de manera natural la accesibilidad y la sostenibilidad, sin olvidar la investigación.

¿En qué medida dirían que ha mejorado la accesibilidad desde que comenzaron en esta profesión en común en 1991?

Digamos que lo que hace veinte años era todavía un esnobismo es ahora una práctica muy generalizada. Pero el reto en los próximos años es hablar de accesibilidad más allá de la accesibilidad física y de la accesibilidad crónica.

¿Es la normativa ahora mucho más exigente?

Es más exigente, pero quizás el principal valor de la normativa ahora es el que quede integrada en un cuerpo general de la edificación. Pero también debemos buscar una normativa que por hacer accesibles unas prácticas, no convierta en "inaccesibles" otras que tengan que ver con formas de vivir la arquitectura o la vida.

¿Es sencillo, dentro de la arquitectura, aunar eficiencia medioambiental y eficacia económica?

Tan sencillo y tan complejo como en otras facetas de la sociedad. Todos los agentes que intervienen en el proceso constructivo deben asumir las bondades de la eficiencia energética, como un valor que compense una mayor inversión inicial.

Entonces, ¿cómo se puede hacer accesible un edificio público?

Con sentido común, e interés por el usuario final. Probablemente nadie somos capaces de obtener un edificio perfecto, pero la motivación de obtener un edificio equilibrado, atractivo, lógico, funcional y consecuente económicamente, están presentes en cada iniciativa que se nos presenta.

¿Y una vivienda convencional?

La vivienda es uno de los modelos arquitectónicos más reglados y experimentados. La norma evita grandes disfuncionalidades, pero a su vez también limita nuevas formas de experimentar la vivienda. Afortunadamente, todavía podemos plantear nuevos modelos de vivir y acceder a la vivienda.

¿Es cierto que se construye más de lo que se necesita porque la vivienda se ve como una inversión?

Los arquitectos en los últimos años hemos sido más una herramienta necesaria que un motor de la vivienda. Pero no por ello podemos excluir nuestra opinión, ni más ni menos relevante que la de cualquiera. A nuestro entender, es difícil pensar que no se necesita más vivienda, pero es probable que para ello debamos considerar más la rehabilitación y los núcleos urbanos frente a la conquista del espacio del entorno. Aún quedan muchos modelos de vivienda por satisfacer, aunque no necesariamentese requiera construir en "nuevo".

¿Creen que las empresas apuestan realmente por la accesibilidad o lo hacen simplemente por ajustarse a lo que exige la legislación?

La norma es necesaria para que la Administración garantice los derechos de las personas. Pero creo que las empresas tenemos un interés más allá del que determina la legislación.

¿Cuáles serán las medidas de accesibilidad que van a promover con mayor fuerza en el sector durante los próximos años?

Aquellas que tienen que ver no sólo con la accesibilidad física, sino con la sensorial. Y ¿por qué no? Con la accesibilidad a personas de toda raza, género y situación.

¿Pueden hablarnos de los proyectos futuros sobre accesibilidad de su empresa?

La accesibilidad es un concepto inmerso en nuestra práctica profesional. Proyectos como el Reyno de Navarra Arena, el Conservatorio Superior o el nuevo Edificio de Urgencias tendrán en cuenta estos conceptos.

 

Pincha aquí para ver la noticia completa en el Diario de Navarra



Colabora Gobierno de Navarra

AMIFE  Asociación de Personas con Discapacidad Física de Tierra Estella

Calle del Puy, 11 bajo | 31200 Estella (Navarra) | Tel. 948 556 685 / Tel. y Fax 948 552 497 | mail: info@amife.es

Amife está inscrita en el Registro de Entidades sin Ánimo de Lucro Provincial con el nº 4148 y en el Nacional con el nº 56292 a fecha del 13 de septiembre de 2001